Home » Andy Warhol y Fray Luis

Andy Warhol y Fray Luis

Dice una de las frases más celebradas de El Principito, de Antoine Saint-Exupéry, que lo esencial es invisible a los ojos. El amor, la paz, la tranquilidad, el sosiego, los valores. Dejo que cada uno elija lo suyo pero, es cierto, casi todo lo que podemos ver y tocar, no son más que cosas accesorias y más en esta suerte de existencia que nos hemos venido creando. Una casa en las afueras, un coche que alcanza los 300 a la hora, un máster, un reloj, un ático en la playa, el móvil más caro… Nos esforzamos por ser maniquíes que lucen joyas, vestidos y trofeos en los escaparates del deseo y las convenciones sociales.

Premios, galardones, medallas, discos de oro y de platino, ¡¡una estátua para el señor!!, ¡¡que sea ecuestre, tipo Espartero, que luce más!!. En tiempos donde la sencillez y la humildad cotizan a la baja, donde lo importante es mostrarse haciendo el tonto sin ningún pudor, cuanto más mejor, quiero reivindicar el orgullo de la normalidad, si quieren de la sosería, ¿por qué no?. Lo importante es invisible a los ojos. Ni nunca he ganado ningún premio ni he tenido mis quince minutos de fama, no los necesito. Tengo mi derecho al anonimato. ¿Conoció Andy Warhol los versos de Fray Luis de León? (“..y a solas su vida pasa, ni envidiado, ni envidioso”). Creo que son muy a tener en cuenta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.