Home » Los platos que nos trajo Alá

Los platos que nos trajo Alá

Cocina ibérica de raíz árabe

Arroz, berenjenas, espinacas, canela, azafrán, albóndigas, escabeche, turrones, buñuelos…la presencia de la cultura musulmana en España ha quedado bien reflejada en la gastronomía española. No sólo en cuanto a la introducción de nuevos alimentos, sino también en las especias, la forma de cocinarlos, en los modos de conservación e, incluso, en cuanto al orden en que se sirven los platos a la mesa. Así, con el periodo de dominación de la Penísula Ibérica llegaron hasta nuestras cocinas alimentos tan comunes y españoles hoy en día como las alcachofas, los espárragos, la naranja o el limón. Ellos trajeron también el sésamo, la nuez moscada o el anís que, dicho sea de paso, se convirtió con los años en una de las bebidas más comunes y representativas de nuestro país (¡pruebe a cantar un villancico sin la preceptiva botella de La Asturiana, El Mono o La Castellana!)

Los árabes introdujeron también otro interesante novedad y es que, antes de su llegada, no se sabía endulzar con otra cosa que no fuera la miel. La caña de azúcar cambió la cosa. Así surgió, por ejemplo, la mermelada. Y en cuanto a los postres, ¿se imaginan una navidad sin turrones o mazapanes? Pues sí, también tienen su origen en la cultura árabe que anduvo por la “piel de toro” durante más de siete siglos. En Alicante y en Toledo tomaron buena nota y hoy están presentes en todos los hogares.

Carne picada

Nos gustan prácticamente a todo el mundo. De abuela o de madre y con la salsa que le quieras poner. La albóndiga es uno de los platos que, sin alcanzar la fama, está en todas las cocinas y todas las mesas, día a día, semana tras semana. No es de lujo, ni falta que le hace, pero ocupa el parnaso culinario español, junto con la tortilla, la paella y quizá algún plato más. Pues sí, lo han adivinado. También es un plato árabe. La verdad es que tan sólo hay que rastrear las palabras y buscar su prefijo para adivinar su procedencia. Todo lo que empiece con “al” o “a” será de origen musulmán. Recopilamos: alcachofa, azafrán, anís, albóndiga, arroz, azúcar…O lo trajeron los árabes o fue objeto de profusa utilización por parte de esta cultura.

Y llegamos a las aceitunas. ¿Podemos entender España en general y Andalucía, en particular, sin el fruto del olivo? No las introdujeron ellos, es cierto, pero su labor fue fundamental para el desarrollo de la industria del aceite. Numerosas palabras de nuestro idioma relacionadas con este mundo provienen del árabe. Así, aceituna deriva del árabe azzaytúna, mientras que aceite tiene su origen en az-zait, que significa “jugo de aceituna”.

El gazpacho es de origen musulmán, aunque era distinto del de hoy en día. No tenía ese característico color rojo, ya que el tomate no se había incorporado. Aún no se había descubierto América. Se hacía con pan, ajo, aceite, vinagre, sal y agua. Incluso las gachas tiene pasado árabe, por lo menos las típicas gachas dulces con tostones, tradicionales en Andalucía.

Los platos

También heredamos de los árabes distintas formas de conservación de los alimentos, como la salazón o el escabeche (¡marchando una de boquerones!). Incluso la forma de servir los platos. Si hoy día pedimos un primero, un segundo y un postre es por su influencia ya que, antes de su llegada, los alimentos se servían todos juntos en la mesa.

Si a estas alturas no estamos salivando, convertidos ya en serviles perros de Paulov, podemos continuar un rato más sin temor a desmayarnos. El pescado frito, tan típico de Andalucía, lo comía la clase baja en la cultura árabe. Ellos también introdujeron las ensaladas, de esas que hoy en día solemos poner al centro de la mesa y a las que le añadimos un sinfín de ingredientes, cada vez más. Y para terminar, a los postres, pues quizá dulces como los buñuelos. Más o menos los que hace hoy en día la abuela. También podemos optar por el postre que alguna vez todos, todos sin dudar, hemos probado: un arroz con leche. ¿Hay algo más-español-de-procedencia-árabe?

3 comentarios en «Los platos que nos trajo Alá»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.